Inversor Angel, qué es?

Un inversor angelical o en inglés Business Angel o simplemente ángel o inversor de proximidad es un individuo próspero que provee capital para un start-up, usualmente a cambio de participación accionaria. Además del capital financiero, aportan sus conocimientos empresariales o profesionales adecuados para el desarrollo de la sociedad en la que invierten. Los ángeles típicamente invierten sus propios fondos, no como las entidades de capital de riesgo (o venture capitalists), quienes administran profesionalmente dinero de terceros a través de un fondo. Un número cada vez mayor de ángeles inversores se están organizando en redes, grupos o clubes de ángeles para compartir esfuerzos y unir sus capitales de inversión.

Otro aspecto importante de la contribución del business angel se produce cuando su aportación a la empresa incluye, además de dinero, su tiempo actuando como mentor del emprendedor. De esta forma el Business Angel contribuye al desarollo de la empresa en la que invierte poniendo a disposición del equipo emprendedor su red de contactos y su experiencia.

Un inversor ángel (conocido como Business Angel) es un individuo próspero que provee capital para financiar el comienzo de un negocio o start-up, usualmente a cambio de participación accionaria.
Un inversor ángel (conocido como Business Angel) es un individuo próspero que provee capital para financiar el comienzo de un negocio o start-up, usualmente a cambio de participación accionaria.
Los ángeles típicamente invierten sus propios fondos, no como las entidades de capital de riesgo, quienes administran profesionalmente dinero de terceros a través de un fondo.

El capital angelical cubre el espacio, en la financiación de un negocio naciente, entre las «tres F» (iniciales en inglés de familiares, amigos y locos – family, friends, and fools) de capital semilla3 y un Venture Capital (entidades de capital de riesgo). Mientras que es difícil conseguir más de 100.000 dólares de familiares y amigos, la mayoría de las entidades de capital de riesgo no consideran inversiones menores a 1 millón de dólares (varía dependiendo el país). Por lo tanto, las inversiones angelicales son normalmente la segunda ronda de financiación para start-ups de alto potencial de crecimiento, y en EEUU representa más dinero invertido anualmente que todas las entidades de capital de riesgo sumadas: en concreto 25,6 mil millones de dólares vs. $25 mil millones de dólares en EEUU en 2006, en 51.000 empresas vs. 3.416 empresas, de acuerdo al Center for Venture Research de la Universidad de New Hampshire. La cantidad de inversores activos en 2005 fue de 234.000 individuos de acuerdo al mismo informe.

Los inversores angelicales seleccionan sus proyectos de inversión valorando el plan de negocio que le presentan los emprendedores de acuerdo con sus criterios personales de inversión. Las inversiones ángeles enfrentan un riesgo extremadamente alto y por lo tanto requieren un muy alto retorno sobre la inversión (ROI).

Aunque el Business Angel responde a un perfil heterogéneo y por tanto difícil de tipificar, existen algunas características que son comunes a todos ellos y que sirven para diferenciarlos de otro tipo de inversores:

Invierten su propio dinero, a diferencia de las entidades de Capital Riesgo que invierten el dinero de terceros.
Toman sus propias decisiones de inversión.
Invierten en empresas con cuyos promotores no tienen una relación de parentesco o amistad.
Buscan ganar dinero, aunque ésta no sea su única motivación para invertir, ni siquiera la principal.
Los Business Angels ayudan a cubrir la falta de financiación con que se encuentran los emprendedores en las etapas iniciales del ciclo de vida de sus empresas (equity gap). La inversión en estas etapas iniciales lleva asociados unos elevados niveles de riesgo y una falta de liquidez. Estos factores, unidos a la ausencia de garantías, hacen que la financición bancaria resulte inadecuada en estas fases. Al mismo tiempo el volumen de fondos demandados por las nuevas empresas, aunque superan las posiblidades de aportación de los emprendedores y de su grupo de familiares y amigos, son en general demasiado pequeñas para captar el interés de las entidades de capital riesgo (venture capital) cuya dinámica de funcionamiento las obliga a invertir cada vez mayores cantidades de dinero en cada operación y en etapas más tardías de su ciclo de vida.

Las inversiones angelicales son de muy alto riesgo y suelen estar sujetas a la dilución de las rondas de inversión en el futuro. Como tales, requieren un alto retorno de la inversión. Debido a que un gran porcentaje de las inversiones angelicales se pierde por completo cuando las empresas en fase inicial no tienen exito inmediato, los inversores angelicales profesionales buscan inversiones que tienen el potencial de devolver al menos 10 veces o más de sus originales la inversión en 5 años, a través de una definida estrategia de salida, tales como los planes para una oferta pública inicial o una adquisición. «Mejores prácticas» actuales sugieren que los ángeles pueden hacer un mejor ajuste a sus lugares de interés aún más alto, en busca de empresas que tengan por lo menos el potencial de proporcionar un retorno de 20x-30x en un plazo de cinco a siete años de espera. Después de tomar en cuenta la necesidad de cubrir inversiones fallidas y el tiempo de espera de varios años, incluso para los que tienen éxito, sin embargo, la tasa efectiva interna actual de retorno de una cartera típica de éxito de las inversiones ángel es, en realidad, por lo general como «baja» de 20-30%. Aunque la necesidad del inversor de las altas tasas de rendimiento de cualquier inversión dado lo que puede aportar una fuente de financiamiento ángel caras de los fondos, fuentes más baratas de la capital, como el banco de financiación, no suelen estar disponibles para la mayoría de las primeras etapas empresas, que pueden ser demasiado pequeños o jóvenes para calificar para préstamos tradicionales.

Debido a que un gran porcentaje de las inversiones ángeles son perdidas completamente cuando las empresas nacientes fracasan, los inversores angelicales profesionales buscan inversiones que tengan el potencial de retorno al menos 10 o más veces la inversión original en el período de 5 años, a través de una estrategia de salida definida, como puede ser una oferta pública o una adquisición.

Proceso para la selección de proyectos:

  • Captación de proyectos: los emprendedores interesados en recibir inversiones de capital de riesgo, presentan el resumen ejecutivo de su emprendimiento.
  • Primera etapa de análisis: se realiza una primera preselección de proyectos en función al resumen ejecutivo presentado por el emprendedor. Los proyectos preseleccionados son invitados a una reunión personal de preselección. En la misma los emprendedores explican su proyecto.
  • Segunda etapa de análisis: luego de conocer al emprendedor en forma personal y a su proyecto con mayor profundidad, se realiza un segundo análisis. Los proyectos seleccionados son invitados a exponer por segunda vez.
  • Selección final: luego de la presentación final del proyecto, se decide en que proyecto invertir.
    El proyecto elegido comienza la etapa de Pre-evaluación del emprendedor, la empresa y la industria, necesaria para definir las condiciones de inversión.
    En esta etapa de pre-evaluación, los emprendedores y los inversores negociarán las condiciones y los detalles de la inversión.
    De llegar a un acuerdo, se invierte en el proyecto del emprendedor a cambio de un porcentaje de las acciones de la nueva sociedad.

En concreto, mi consejo es que tanto si vas a presentar tu proyecto para financiamiento o si piensas invirtir en proyectos ajenos la clave es que el emprendedor sea capaz, comprometido y proactivo.